Gulfloss

Gulfloss
Cascada dorada

sábado, 12 de septiembre de 2015

Mi barco es mi tesoro, mi dios la Libertad

Una niña llamada Libertad aprendió a los diez años la poesía sobre aquel pirata cuya única patria era la mar. Con sus compañeros, en los recreos jugaba a recitar esos versos sobre un barco imaginario. Ella iba en la proa, surcando mares infinitos. 

Hoy, ve en la televisión a personas envueltas en banderas con estrella. Sus mejillas cruzadas con pinturas de guerra, rojas y amarillas. Rugen "In inde independencia" en las calles de una ciudad a la que siempre ha querido y ya no reconoce. 

Mientras contempla atónita a esa gente con patria, da gracias por seguir sintiendo lo mismo que cuando se embarcaba en los recreos, buscando tesoros. 

Por creer tan solo en su propio nombre. Ni patria, ni bandera, ni dios. Tan solo...


No hay comentarios: